La parte escondida del iceberg, de Màxim Huerta

4.50 avg. rating (90% score) - 2 votes

La ciudad de las luces también produce, consecuentemente, sus sombras. Para el protagonista de esta historia París se convierte en un espacio de recuerdos, en un páramo melancólico en medio de la gran ciudad, la misma que otrora albergó felicidad y amor.

Para los grande Románticos con mayúsculas de la Historia el romanticismo siempre fue eso, el compendio de un lugar como París y su exultante belleza más la certidumbre de que nunca nada es para siempre. Así, en esta novela los instantes revisitan al escritor que ha perdido la parte fundamental de su inspiración, aquella que le servía para guionizar su propia vida.

En la búsqueda del amor imposible, con el equipaje del desengaño siempre a su lado, el escritor encuentra nuevos amores livianos donde disfrazarse un poco, donde sentir que París lo acoge de nuevo entre risas verdaderas, lo acuna en nuevas camas a las que nunca regresa esa pasión comparable con nada.

El amor imposible, el amor romántico, convierte una vez más a este escritor protagonista en alguien excepcional, en esa persona que todos podemos llegar a ser, que tal vez alguna vez hayamos sido. El simple hecho de presentar esta historia, con la indudable voluntad de evocar ese amor transformador, denota una voluntad del autor por impregnarnos a todos de vitalismo, con todo lo que ser vitalista conlleva en un mundo que, pese a brillar como puede hacerlo París, suele pagar con sombras cualquier intento de prolongar el efecto reparador de la luz, la metafórica luz de París o la luz auténtica de la vida.

Ya puedes comprar La parte escondida del iceberg, última novela de Maxìm Huerta, en Amazon o en Casa del Libro:

Comprar La parte escondida del iceberg

1 Trackback / Pingback

  1. La misma brújula, de David Olivas

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*