3 mejores libros de Jorge Molist

0.00 avg. rating (0% score) - 0 votes

Con el reciente XXIII premio de novela Fernando Lara bajo el brazo, Jorge Molist no hace sino ratificar el gran nivel de oficio alcanzado en esta cada vez más dificultosa tarea de contar historias.

El particular devenir vital de este autor catalán jamás apuntaría de inicio a la literatura como forma de nada. Pero una vez que el escritor que Jorge Molist llevaba dentro pudo manifestarse cómodamente, al amparo de un destino currado a base de bien, su pluma no ha cesado de escribir nuevas y apasionantes novelas de misterio con un marcado corte histórico.

Empeza a escribir novelas a partir de los cuarenta años, como es el caso de Jorge Molist, puede tener varios aspectos positivos, entre ellos seguro que servirá para no caer en la precipitación, en la imperiosa necesidad juvenil de dar por terminada esa primera novela que nadie imaginaba estabas escribiendo.

Las novelas de Molist, nacidas desde esta madureza creativa aportan siempre esa sensación de perfecto hilvanado tanto en lo argumental como en el perfil de los personajes. Si al oficio se le añade imaginación, ganas de contar algo, tiempo para hacerlo y voluntad por conjuntar una buena historia, acaba ocurriendo como con este autor ya convertido en uno de los imprescindibles de la novela histórica en España y ya exportado a muchos otros paises.

3 mejores libros de Jorge Molist:

  1. Tiempo de cenizas: Hubo un tiempo en el que una saga familiar española, originarios del pueblo de Borja (Zaragoza) gobernó con mano de hierro los designios del Imperio Romano, o eso se puede entender del poder de la Iglesia en la que llegaron ocupar los papados de Calixto III y Alejandro IV. En esta novela nos ubicamos en la última década del siglo XV. Es de entender que el creciente apogeo del reino de Castilla, tras la unión con Aragón, derivara de alguna forma en esta irrupción de lo hispano en Roma. Ambientación necesaria aparte, la novela nos habla de Joan y Anna, un matrimonio que regenta una librería y que pronto se ven envueltos en grandes conflictos cuando un descendiente de los Borgia se enamora de Anna. Empujado por las circunstancias, Joan Serra deberá afrontar un destino muy diferente al que imaginaba regentando su librería. Junto a Joan transitaremos por momentos cumbres de la Historia, a la tenue luz de un poder de los Borgia que se va debilitando por culpa de sus propias vanidades y de la inquina de aquellos que nunca los consideraron dignos mandatarios de la Iglesia Católica.
  2. La reina oculta: Corre el año 1208. El mundo conocido es un Europa fortificada con sus castillos como enseña básica de los dominios feudales. La Iglesia es el único centro de poder y conocimiento y se guarda muy mucho de atesorar grandes secretos en los albores de la humanidad como gran civilización. Peyre de Castelnou tiene la encomienda directa del Papa Inocencio III de que transporte a Roma documentación valiosísima que amenaza con desestabilizar el poder eclesiástico sobre todos los reinos de Europa. La documentación jamás llega a Roma y el conde Ramón VI de Tolosa es acusado como poseedor original de los documentos. No contentos el Papa con imputar al conde, manda devastar toda la zona de occitania, allí donde sospecha que puede encontrarse la valiosa documentación. Lo que se convierte en una operación política y bélica encabezada por la Iglesia Católica acaba repercutiendo, cómo no, en diversos personajes de la zona como Bruna de Béziers o Guillermo. Desde sus dispares perspectivas y roles en esta historia, el conde, Bruna y Guillermo van ramificando una trepidante composición narrativa en la que sus encuentros despiertan pasiones, conflictos, violencia y la mágica perspectiva de un mundo medieval sostenido entre multitud de enigmas.
  3. Prométeme que serás libre: La capacidad de Jorge Molist para abordar muy diferentes escenarios históricos queda patente en esta novela centrada de nuevo en el siglo XV y en una pequeña población como es Llafranc, en la costa gerundense. El planteamiento de arranque, construído en torno a esa idea de venganza que tan bien sirve como fundamento magnético para cualquier lector acaba colmándose de nuevas perspectivas gracias al personaje de Joan Serra… ¿recuerdas al librero de Tiempo de cenizas? Pues aquí es donde pueda que nazca todo… Joan ha sobrevivido a su padre, asesinado y al rapto de su madre y hermana. Y pese a ser demasiado niño, Joan sabe que su encomienda vital no puede ser otra que rescatar a su familia. Pero, quizás para desenfocar la idea de la más cruda venganza, en Joan descubrimos también a un personaje con sus propios sueños. Para él la felicidad sería reencontrarse con su madre y hermana, cómo no, pero también sería capaz de todo por abrir una librería en cualquier lugar del mundo, allá donde poder enseñar a la gente lo mucho que pueden ofrecer los libros en un tiempo como el siglo XV, el siglo de las innovaciones, en el que la esperanza se colaba como una brizna de luz entre tantos siglos de oscuridad. De hecho, la promesa a su padre moribundo se extendía la idea de conseguir esa libertad prometida