3 mejores libros de Juan Marsé

0.00 avg. rating (0% score) - 0 votes

Más allá de su último libro, Colección particular, la bibliografía de Juan Marsé se extiende desde los años 60 hasta la actualidad en una diversidad de obras de inconfundible sello entre el existencialismo como punto complementario de una sociedad española de postguerra. Multitud de historias que rebañan entre lo mejor y lo peor de las almas expuestas a la miseria. Novelas que aportan conocimiento y perspectiva sobre el individuo en un entorno social decadente, marcado por la derrota y el adoctrinamiento.

Leer a Marsé es descubrir una especie de brillo literario entre escenarios devastados por la miseria moral, implicando un compromiso y un necesario posicionamiento crítico sobre el poder y la estratificación social.

Para rescatar las tres mejores novelas de Juan Marsé hay que pensárselo muy mucho. Entre esa mágica uniformidad argumental cada novela acaba siendo una joya del conjunto de su obra literaria. No obstante, como siempre, me voy a mojar, para mí, estas tres novelas suben al podium del imaginario de este autor:

  1. la-muchacha-de-las-bragas-de-oro
    Clic imagen para ver libro

    La muchacha de las bragas de oro: Luys Forest, viejo escritor falangista, viudo y con un prestigio literario ya reducido a casi nada, se dedica a escribir su memorias, en las que retoca incesantemente su pasado para convertir hechos vulgares, desagradables o incómodos en lo que le parece más novelesco, poético u oportuno en la situación actual; a su lado, su sobrina Mariana -la muchacha de las bragas de oro, que da un título irónicamente balzaquiano a la novela- le acosa com una voz desgarrada y cinica que combate las fabulaciones mentirosas del escritor. Pero en este juego de rehacer interesadamente la verdad de su pasado va a darse una cascada de sorpresas que proporcionarán un final inesperado al libro. El relato, que empieza como una satira política, contraponiendo la “chatarra retórica” de Forest a la corrosiva franqueza de Mariana, va adentrándose poco a poco en zonas cada vez más profundas que añaden una insólita dimensión a la novela. La sátira acaba en una fantasmagorica ambigua y misteriosa, entre Borges y Henry James, que convierte esta obra de Marsé en la más ambiciosa de todas las suyas. Partiendo de una serie de situaciones y personajes característicos en su producción. “La muchacha de las bragas de oro” va mucho más lejos, enriqueciendo sus perspectivas y dándonos el más completo y maduro de sus libros.

  2. libro-el-embrujo-de-Shanghai
    Clic imagen para ver libro

    El embrujo de Shanghai: En la Barcelona de 1984, el capitán Blay, con su cabeza vendada y sus suspicacias sobre los escapes de gas que están a punto de hacer volar toda la ciudad, se pasea por el barrio sacudido aún por los estertores de la guerra perdida y acompañado por los espectros gimientes de sus hijos muertos. El pequeño Daniel le escolta a través de aquellas calles póstumas, en las que conocerá a los hermanos Chacón, quienes custodian la verja de entrada de la casa en la que convalece Susana, una niña enferma de los pulmones, hija de la señora Anita, bella y ajada taquillera de cine, y de Kim, un revolucionario, huido del país y nimbado por el fulgor mítico de los furtivos. Pronto llegará a la casa un amigo y compañero de viaje de Kim, Forcat, que narrará a los niños la arriesgada aventura que el padre de la niña emprendió en Shanghai, enfrentado a nazis sanguinarios, pistoleros sin piedad y mujeres fatales que le salen al paso en los más sórdidos cabarets de la ciudad prohibida.

  1. libro-rabos-de-lagartija
    Clic imagen para ver libro

    Rabos de lagartija: En ocasiones pienso que obras más recientes que esta tal vez debieran alcanzar el honor de ubicarse en podium, pero el premio nacional de narrativa que adorna a esta novela con su brillante cordón me recuerda siempre a esos personajes emblemáticos que ocupan sus páginas, sin duda uno de los microcosmos más fecundos de la literatura española actual. Los inolvidables personajes de esta novela, como la entrañable y desgarrada pareja formada por el adolescente David y su perro Chispa, el enamorado inspector Galván o Rosa Bartra, la hermosa pelirroja embarazada, obedecen a una tristeza y una estafa histórica muy concretas, pero también a la estafa eterna de los sueños, encarnada aquí por las fantasmales apariciones de un padre libertario fugitivo y de un elegante piloto de la RAF que, desde la vieja fotografía de una revista colgada en la pared, actúa como confidente del fantasioso David. Con estos personajes, con un lenguaje translúcido que contrasta con la honda carga emotiva y moral que discurre por debajo de la trama, Rabos de lagartija, dotada de una estructura narrativa tan sabia como imaginativa y mostrando cuán frágiles y ambiguos son los límites entre la realidad y la ficción, la verdad y la mentira, el bien y el mal, el amor y el desamor, corrobora la condición de Juan Marsé como uno de los novelistas mayores, no solo de las letras hispanas, sino de las actuales narrativas europeas.

Y ya que me he comprometido a decantarme por tres obras de cada autor que reseño aquí, de manera aleatoria voy a asignar menciones de honor, cuando toque, a aquellas obras que no puedan subir pero que podrían ex aequo posicionarse en ese cajón honorífico. En este caso, citaré Esa puta tan distinguida, donde creo que Juan Marsé apuntó a cierto aspecto autobiográfico y en cuya trama combinó postguerra y transición a través de la resolución de un asesinato que quedó, como las libertades de España, oculto durante muchos años.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*